business-money-pink-coins

En el artículo anterior hablamos de creencias, hoy vamos a hablar de pensamientos. Como te habíamos explicado el control de tu situación financiera empieza primero dentro de ti.

Antes de comenzar a organizar tus gastos es importantísimo cambiar tus pensamientos de escases por pensamientos de suficiencia. Encontrarás la suficiencia y la prosperidad cuando pienses en tus recursos como algo que fluye y que debe ser compartido.

La creencia que nos repetimos de manera automática de no tengo suficiente (no sólo de dinero) es una justificación para vivir una vida sin plenitud, se convierte en la razón por la cual no podemos conseguir las metas que nos hemos planteado, la razón por la cual nuestros sueños no se cumplen, (si tuviera dinero y pudiera pagar un nutriólogo y un entrenador sería flaca).

Desde esta creencia empezamos a relacionarnos con el dinero desde el miedo…nos encerramos en un ciclo entonces de desconexión e insatisfacción.

 

En este estado es fácil entonces caer en el engaño de que el dinero compra la felicidad, y empezamos a buscar en el exterior (el dinero) algo que nos satisfaga olvidándonos por completo que la plenitud proviene de nuestro interior.

 

¿Cómo sabemos que la escasez es una mentira? Porque las personas que tienen dinero en exceso viven igualmente esta sensación de escasez, podemos entonces darnos cuenta que esta ansiedad no proviene de las circunstancias o cantidad de dinero, sino de los pensamientos. Y de haber perdido la perspectiva de en donde se encuentra la verdadera plenitud.

 

Abrazar la suficiencia es una elección personal, una vez que nos separamos de la escasez descubrimos la suficiencia. Suficiencia no es una determinada cantidad de algo, es una experiencia, un contexto que generamos, una aceptación de que hay suficiente y lo más importante que somos suficientes.

 

Si observamos las leyes naturales todos los seres hemos sido dotados naturalmente desde el nacimiento con las herramientas que necesitamos, un árbol no recibe más sol del que necesita, no crece más de lo que puede y nadie puede presionar por más que quiera a que un árbol de más frutos … un camello carga con el agua que necesita…. ¿Por qué sería distinto en los humanos? Podemos estar seguros de que tenemos siempre todo lo que necesitamos para vivir una vida plena incluyendo los recursos que nos son necesarios para generar dinero.

 

Si soltamos el deseo de acumular más, podemos liberar la energía que hemos puesto en ello para concentrarnos y poner nuestra atención en lo que si tenemos para hacer un cambio con ello ¿Percibes la diferencia? Es muy distinto decir no tengo nada a decir voy a hacer lo mejor que puedo con lo que tengo, ese es un pensamiento de suficiencia.

 

Cambia tu manera de pensar, te aseguramos que tus finanzas van a empezar a cambiar también.

Si quieres contactarme escríbeme a mayda@mujeresimportantisimas.com