De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, a partir del 2013 México encabeza la lista a nivel mundial en Obesidad Infantil.

Prevenir esta enfermedad no es imposible; basta con ser responsables en los alimentos que ofrecemos a los niñ@s, asegurándonos de que tengan una ingesta variada rica en vitaminas, minerales y proteínas.

Podemos empezar modificar los malos hábitos a la hora de preparar el desayuno; procuremos que el primer alimento del día tenga cereales integrales, frutas, jugos naturales de frutas y verduras, leguminosas y algún alimentos de origen animal como queso,  leche o huevo, (si tu hijo está enfermo de las vías respiratorias es recomendable retirar de su dieta los lácteos y el trigo) con esto garantizamos un desayuno balanceado y lleno de nutrientes.

Un niño que comienza el día con leche endulzada, galletas o jugos artificiales, padecerá de falta de concentración y habilidad mental, dificultando su aprendizaje, desarrollo y la interacción con los demás niños.

Ahora sigamos con la lonchera ¿qué puedo incluir en la lonchera, cómo puedo hacer un menú atractivo para los niños? Es nuestra preocupación todos los días.

Para tener éxito y que la lonchera no regrese con comida necesitamos ser creativas y divertidas.

  • Comencemos por crear un menú colorido, y con formas diferentes; que sea agradable a la vista.
  • Te sugiero ponerles frutas y verduras, fruta seca, avena, y postres como cebada con leche, alegrías, o barritas de granola hechas en casa.
  • Prefiere un sandwich de pan integral y en lugar de usar jamón usa pollo, atún, queso fresco crema de cacahuate o crema de almendras etc. así evitarás los embutidos.
  • Sustituye las papas y frituras por palomitas naturales, o cacahuates sin sal.
  • La hidratación es fundamental, agua simple, agua de coco natural o agua de frutas sin endulzar serán siempre la mejor opción.
  • Deja que los niños sugieran sobre el menú, tomemos su opinión de cómo prefiere sus alimentos.
  • Utiliza contenedores divertidos, de preferencia de vidrio.
  •  Puedes agregarles una pequeña nota, que les recuerde cuanto l@s queremos para que disfruten aún más su desayuno escolar!!!

Cuida la ingesta de azúcares,  grasas y harinas, que son las causantes principales de la obesidad.

Lo más importante, como padres pongamos el ejemplo de ingerir una dieta balanceada.

Tania es Chef y Nutrióloga, está dedicada a promover una nutrición consciente. Si quieres contactarla puedes escribirle a: varokin@hotmail.com