Creo que una de las cosas más fáciles en la maternidad o en nuestro paternaje, es enseñarles a nuestros hij@s a decir “por favor” y “gracias”, pero ¿cuántas veces nosotras les agradecemos a nuestros hij@s por las cosas que SI hacen? 

Generalmente nos enfocamos en lo negativo, estamos muy pendientes de las cosas “malas” o “inadecuadas” que hacen nuestros hij@s, que perdemos la oportunidad de ver tooodas las cosas que sí hacen; y lo peor de todo, es que damos por un hecho que “deberían” hacerlas, cuando en realidad eso no es así.

Cuando un niño recibe palabras de afirmaciòn, cuando se le RECONOCE lo que hizo bien, su autoestima se fortalece  y se siente reconocido, visto, se siente bienvenido y esto le da muchísima seguridad.

Agradecerle a mi hij@ por que recogió su plato, o por que se lavó los dientes, sin que yo se lo repitiera ocho veces, va a tener un impacto en él muy positivo, ya que el mensaje que le estamos enviando es : te quiero como eres, en esta familia tu presencia es importante, me interesa lo que piensas y somos un EQUIPO.

Intenta agradecerle y reconocerle a tu hij@ por lo menos dos cosas al día, notarás la diferencia en su relación contigo, en la forma en la que te obedece y en la forma en la que él te trata a ti.

Te invitamos a que lo intentes.

yissel@mujeresimportantisimas.com