Una parte importantísima en nuestro crecimiento espiritual son nuestros guías espirituales, con esta meditación vas a poder conectar con ellos para seguir creciendo cada día más!

  • Siéntate en tu posición de meditación, en un cojín o una silla.
  • Lleva tu atención al tu respiración por unos minutos.
  • Visualiza a tu guía espiritual, puede ser uno que conozcas en persona o alguien a quien admires espiritualmente, vivo o muerto. Alguien que admires por su capacidad de dar amor y compasión a todos los seres, quien quiera que sea. Imaginalo sonriéndote.
  • Relájate en su presencia y recibe su anhelo por tu bienestar y felicidad. Un anhelo de amor del cual eres la única receptora en este momento.
  • Imagínate que te dice: que puedas tu ser feliz, que puedas tu sentirte amada, que puedas tu sentirte segura. Recibe estos deseos como una gran bendición que te envuelve. Mantén este sentimiento en tu corazón por tanto como puedas.
  • Repite esta frase mentalmente hasta que se disuelva.
  • Cuando sientas que es momento toma un par de inhalaciones y exhalaciones profundas.
  • Junta tus manos a la altura de tu pecho y baja la cabeza en señal de agradecimiento.

Namasté

mayda@mujeresimportantisimas.com